jueves, octubre 16, 2008

El mayor robo de la Historia de la Humanidad

Estamos asistiendo, en directo, al mayor robo de la Historia de la Humanidad. Ha habido otras ocasiones históricas con saqueos, robos o grandes estafas, pero esta, para mi gusto, puede ser la mayor de la Historia y muy difícil de ser superada.

El hecho ha aparecido nombrado en gran cantidad de periódicos y telediarios, pero la gente no parece darse cuenta de ello, puesto que no veo manifestaciones, ni altercados públicos, ni quejas ni protestas callejeras.

Voy a citar algunos de los titulares que hablan de este gran robo, para refrescaros la memoria:


Los líderes del Congreso de Estados Unidos y funcionarios del gobierno anunciaron este domingo una propuesta final del plan de rescate de US$700,000 millones impulsado por el gobierno para paliar la crisis financiera del país.


España comprará hasta 30.000 millones de euros (41.200 millones de dólares) en deuda de bancos con grado de inversión en el cuarto trimestre y otros 20.000 millones de euros en el 2009, para impulsar la liquidez del sector financiero, dijo el viernes el Gobierno.


El gobierno de Gran Bretaña anunció hoy que nacionalizará temporalmente al banco hipotecario Northern Rock, afectado por una crisis que ha minado la reputación de estabilidad financiera del gobierno.


¿De qué estamos hablando aquí? Hablamos de que las Entidades Bancarias (es decir; empresas privadas) han gestionado mal su dinero y asumido riesgos y deudas absurdas, con lo que ahora no tienen suficiente liquidez (dinero) para seguir operando. Básicamente, que si todos los clientes de una determinada entidad bancaria fueran a sus bancos a sacar sus ahorros, el banco no podría darle a cada uno de ellos el dinero que les confió.

Hablamos de una mala gestión por parte de los bancos, que utilizan ese dinero para dar créditos a personas y empresas sin asegurarse de que estas personas y empresas podrán devolverlo. El resultado, pésima gestión y pérdida de liquidez. Crisis.

Año tras año hemos asistido a noticias acerca de los miles de millones de euros que ganaba la banca "jugando" con nuestro dinero. Siempre beneficios, ya sea por las operaciones, o por las comisiones. Es decir, usando nuestro dinero, ellos se han enriquecido, sin darnos a nosotros nada a cambio (de esos benecifios). Sin embargo, ahora que la han cagado y necesitan dinero, los Gobiernos aprueban planes para nacionalizar bancos o inyectar liquidez en las entidades bancarias.

¿Qué significa esto? Significa que van a coger parte del dinero público, de nuestros impuestos, para "dárselo" a los bancos (a cambio de activos de riesgo, es decir, a cambio de ninguna seguridad). Significa que con esos 30.000 millones de Euros ya no se harán hospitales, ni carreteras, ni mejoras de infraestructuras. Significa que nos van a robar a cada uno de los ciudadanos un poco de dinero para dárselo a esos bancos que hasta ahora ganaban mucho y que ahora no ganan tanto.

Cuando los bancos ganan, lo ganan para ellos. Cuando los bancos pierden, lo pagamos nosotros.


Hay que tener en cuenta que cuando se dice que el banco pierde, está perdiendo "La Entidad Bancaria". Sus directivos no pierden dinero: aunque el banco vaya mal, ellos siguen cobrando sus sueldos millonarios, viajando en jets privados y gastando dinero sin contemplaciones.

Cito de un artículo de José Trecet, de mastermas.com:

El cese de Stanley O’Neal como presidente y CEO de Merril Lynch supuso un primer aviso sobre el salario de estos mandatarios. Después de convertirse en el segundo empresario mejor pagado de 2006 con unos ingresos de 46,4 millones de dólares, tuvo que abandonar la entidad bancaria a apenas un año más tarde tras anunciar unas pérdidas de 2.240 millones de dólares trimestrales en octubre de 2007 como consecuencia de la crisis de las hipotecas subprime. Los números rojos no impidieron a O’Neal recibir un cheque de 161,5 millones de dólares entre opciones sobre acciones, bonos, beneficios por la jubilación y compensaciones atrasadas.

El último caso ha sido el de James Cayne, ex presidente del Consejo de Administración de Bear Sterans, que tuvo que ser adquirido por JP Morgan Chase cuando prácticamente rozaba la quiebra. El mandatario, uno de los grandes responsables de las penalidades financieras del banco, se ha embolsado más de 60 millones de dólares a su salida, lo que ha servido para acrecentar aún más el debate sobre el salario de los altos directivos.


Sí, lo habéis leído bien. Una persona que está al frente de un Banco y que el resultado de su gestión es la pérdida de los ahorros de millones de personas, y en lugar de ir a la cárcel y tener que entregar todo su patrimonio ... le "premian" con un cheque de 161 millones de dólares. CIENTO SESENTA Y UN millones de dólares.

La excusa para hacer esto, dicen, es "salvar la economía". Dicen que "si los bancos quebraran, sería todavía peor que este robo que estamos sufriendo". Dicen que es la solución, pero después de cada "rescate" bancario, las bolsas suben y a los 3 ó 4 días, vuelven a caer y vuelta a empezar.

Uno podría pensar que con este ROBO, perdón, Plan de Rescate de los Bancos, las entidades rescatadas pondrán en marcha planes de ahorro, medidas para poder devolver el dinero a los contribuyentes, profundos cambios en el funcionamiento de la entidad, planes de saneamiento ... pero no. Cito de "El País":

Los directivos de AIG van de fiesta tras intervenir el Tesoro

La rabia del contribuyente estadounidense sube de tono. No sólo le está tocando limpiar los platos rotos por Wall Street. También está costeando sus festejos. Seis días después de que el Tesoro de EE UU saltara al rescate de la aseguradora AIG, con un préstamo de 85.000 millones de dólares (62.321 millones de euros), la compañía se gastó 443.000 dólares en una fiesta de ejecutivos celebrada en un lujoso complejo hotelero en California.

(...)

El detalle de las facturas revela que se gastaron 200.000 dólares en habitaciones en el St. Regis Resort en Monarch Beach, 150.000 dólares en banquetes y 23.000 dólares en servicios de spa.

"Escuche ésta. Se estaban haciendo manicuras, tratamientos faciales, pedicuras y masajes mientras el contribuyente paga la factura", destacó la demócrata Elijah Cummings, que sin conformarse con lo dicho por Willumstad les espetó que además se gastaron 7.000 dólares en el campo de golf. "No tiene sentido", remachó Waxman.


Se están riendo de nosotros.

Nos están tomando el pelo.

Nos están robando. A todos los ciudadanos.

Están robando el dinero de los "pobres" para dárselo a los que ya eran ricos, para que sigan siéndolo.

Están perpetuando un sistema financiero basado en esclavizar de por vida a la gente que sólo quiere tener una casa propia, con hipotecas cuyos intereses les llevará toda una vida pagar.

Nos podríamos preguntar ... ¿por qué los gobiernos nacionalizan los bancos y permiten esto? ¿Por qué no hacen nada?

Básicamente, porque esto es un juego entre amigos. Los políticos, los que nos gobiernan, fueron a la escuela con los banqueros. Literalmente. Tienen amigos banqueros. Tienen familiares banqueros. Tienen amigos empresarios. Tienen familiares empresarios... o sea, básicamente igual que nosotros quedamos los fines de semana a comernos una paella, ellos quedan los fines de semana para jugar al pádel y repartirse el dinero y decidir la forma en que nos lo van a robar. No son personas aisladas, son conocidos de los mismos círculos que se apoyan unos a otros.

Es como si yo fuera Presidente del Gobierno, y mi mejor amigo dueño de un banco con problemas. Supongo que si yo no tuviera ninguna moral y fuera un ser despreciable, podría decir que estaría bien coger un poco de dinero de todos los españoles, y "rescatar" al banco de mi amigo, asegurándole una prima de 161 millones de dólares (que ya nos repartiremos), y celebrándolo con una semana de vacaciones en un Hotel de lujo, como los directivos de AIG.

¿Suena imposible? Bueno, es básicamente lo que está pasando aquí. Los empresarios, petroleras, bancos y gobiernos más influyentes del mundo se reúnen todos los años en diferentes reuniones y planifican cosas como esta.

Nos están robando a cara descubierta, y nadie está haciendo nada. Sólo vemos noticias de gente que "celebra" el plan de rescate. Gente que, claro, trabaja en la banca. Los que reciben el dinero celebran el regalo. Claro. No sacan a la gente de la calle, la gente a la que están robando. Además, ese dinero se toma de forma encubierta, de los Presupuestos del Estado, para que la gente no vea que le están robando. La gente ve que su dinero en el banco sigue siendo el mismo, y que pagó los mismos impuestos, por lo que no se plantea que le estén quitando nada. Pero ese dinero que va a la Banca, deja de ser dinero utilizable en Sanidad, en Cultura, en Puentes, en Carreteras, en Túneles, en Seguridad Policial, en Créditos para las empresas, en Vivienda...

No sé cuál es la solución a todo esto, pero está claro que pasa, para empezar, por exigir responsabilidades económicas y penales a los directivos de los bancos, reducirles los sueldos a cantidades "reales" y no "astronómicas", sanear la empresa, reducir gastos inútiles y sobre todo, tener mucha transparencia y explicar a los ciudadanos qué se les quita, y por qué.

En cualquier caso, bienvenidos al principio de la mayor estafa jamás recordada. Y lo que nos queda.

1 comentario:

Otacon dijo...

Qué decir que no hayas dicho tú ya?
Sencillamente VERGONZOSO, y es cierto, la gente de a pie vemos como ocurre todo esto sin inmutarnos.

Pero visto lo visto, creo que aunque se produjeran esas manifestaciones y altercados de los que hablas, no serviría de nada, ya que al parecer los responsables se pasan este tipo de cosas por el forro, hablando claro.

En fin...